Santísimo Cristo de las Penas

El Santísimo Cristo de las Penas es una talla de vestir del imaginero sevillano Antonio Castillo Lastrucci realizada en Madera tallada, estucada y policromada, procesiona por primera vez en el año 1949.

Este paso de “misterio” representa el momento pasional en el que Cristo cae por tercera vez en su camino hacia el Calvario y sale a su encuentro Berenice, la mujer que le seca el sudor y la sangre de su rostro con su toca, en la que quedaría estampada por tres veces la imagen del rostro de Nuestro Señor. Este conjunto escultórico precede y es el perfecto preludio al paso de la Verónica, que porta en sus manos el lienzo con la Santa Faz, cuya auténtica reliquia se conserva en el alicantino monasterio del mismo nombre y que tan profunda devoción tiene entre los alicantinos.

El conjunto imaginero fue restaurado en los años 2002 y 2003 por Mónica Navarro Gonzálbez (dirección), Alicia García Sierra, y Mar Echegoyen Lamata, corriendo las carpinterías de las mismas a cargo de Daniel Carrasco Rosa y José Molinero Arribas. El patrocinio de esta restauración fue compartido a partes iguales por el Colectivo de Comerciantes por Alicante y El Corte Inglés.